Helichrysum

Experiencia personal:

La siempreviva siempre me ha acompañado en los paseos silvestres. Es una planta que destaca por su rareza. El color verde claro casi grisaceo, las abundantes inflorescencias, su exquisita fragancia, y su durabilidad (cuando las cortas para hacer un ramo en casa, duran y duran y duran… sin perder nada de su encanto).  A pesar de ello, nunca la habia considerado como una planta medicinal.

Al poco de empezar con los aceites esenciales, un grupo de las mujeres que ahora estan liderando nuestra organización, Nidore Essentia, hicieron un viaje a Croacia, a una de las granjas de Young Living, y vinieron muy ilusionadas por todo lo que habian aprendido. En aquella granja se cultiva Helichrysum. Desde entonces está en mi cabeza.

Aspectos emocionales:

Es un aceite que eleva nuestro subconsciente. Nos brinda un poderoso apoyo espiritual para superar circunstancias difíciles. Restaura la confianza en la vida y en el yo, y brinda la fortaleza para lograrlo. Por estar conectado con el sol, infunde alegria, fervor y esperanza de vida. Te toma de la mano cuando estas herido emocionalmente y te guia a través de las dificultades de la vida, y si perseveras, te eleva a nuevos niveles de conciencia espiritual.

Sobre la planta: 

Helicriso significa sol de oro, del griego helios (sol) y chrysus (oro). Es una planta silvestre que crece sobre todo en las zonas del centro y sur de Europa. Florece a partir del mes de mayo y es una flor muy común en las costas mediterráneas. Esta flor, además de tener un color amarillo intenso se caracteriza por su aroma tan marcado. Se puede usar como planta decorativa, pero tradicionalmente se utiliza sobre todo por sus propiedades medicinales. 

Las flores y hojas del Helichrysum italicum ya se utilizaban con fines medicinales hace siglos. Dioscórides, médico de la antigua Grecia, por ejemplo, documenta la aplicación de esta planta en caso de mordeduras de serpiente. El uso del helicriso como remedio popular es muy difundido desde hace siglos sobre todo en Italia, España, Portugal y Bosnia y Herzegovina.

Algo que me llama la atención es el nombre con el que es conocido esta planta en algunas zonas: planta del curry. Aunque el curry tenga una procedencia totalmente distinta, se conoce así debido a que el perfume y el olor que emite Helichrysum italicum en plena floración es parecido al del curry. Un olor fuerte y potente que podemos detectar desde mucha distancia cuando veamos una pradera donde está creciendo un grupo de plantas del curry, muy típico de la zona mediterránea.

Si tuviera que definir el aroma que emite la planta, notamos olor a romero, a curry y algo de regaliz. Sin duda alguna, este efecto es debido a su gran contenido en polifenoles aromáticos.

Debido a su aroma, era costumbre recolectar manojos de la planta en pleno verano y colocarlos en un jarrón en casa o colgarla en la ventana del patio. El aroma que emitía duraba prácticamente todo el verano, manteniéndose en un estado seco pero «siemprevivo». De ahí su otro nombre: Siempreviva.

El nombre de Sol de Oro es debido al color de su floración, un portentoso amarillo que destacaba aún más cuando se reflejaban los rayos del Sol en ella, tan típico de los días calurosos y soleados de la zona mediterránea.

El Helichrysum italicum se propaga por semilla y por esquejes, este último procedimiento se utiliza especialmente porque el cultivo directo es característico por la fuerte heterogeneidad de las plántulas, ya que estas pueden germinar en tiempos distintos. Los esquejes se enraízan a finales de la temporada de verano en un sustrato, fundamentalmente con un pH subalcalino con un buen drenaje, preparado con arena, turba y tierra. De esa forma y al iniciar la primavera, las plantas estarán listas para ser manipuladas y trasplantadas directamente en el campo.

El aceite esencial de siempreviva se obtiene de la destilación de las flores o sumidades floridas mediante arrastre con vapor de agua. El de Young Living proviene de La Plantación Dalmatia Aromatic (Split, Croacia)

En la actualidad además de sus usos medicinales, es un ingrediente importante en la preparación de diversos platos.

Las hojas frescas de la planta desprenden una fragancia atractiva que se puede obtener frotando las mismas entre los dedos. No obstante y en la gastronomía, sus hojas secas se usan por su gusto amargo. Durante la primavera, sus ramas y flores se agrupan y se ponen a secar. Una vez obtenido el secado deseado, se conservan en frascos de vidrio para ser utilizados como condimento para cereales, verduras, huevos y carnes.

Quienes lo utilizan para preparar el pollo, introducen una ramita de Helichrysum debajo de la piel del ave al horno, lo que hará que la carne absorba el gusto y se condimente de manera delicada. También puedes agregar sus hojas picadas en las tortillas y otros platos, lo que hará de ellos unas exquisiteces agradables al paladar de los comensales.

Principales componentes bioquimicos:

Por cierto. El añadir en cada aceite sus componentes bioquímicos hace mover mi curiosidad. Algún día iniciaré una investigación sobre que son estos compuestos y en que nos pueden ayudar. Pero ese es otro tema que merece ser explicado en otra ocasión.

 

%

α-pinene

27

γ-curcumene

14,84

Β-selinene

8,53

Β-caryophyllen

5,58

α-selinene

4,66

Neryl acetate

4,5

AR curcumene

4,05

Italicene

4

Mt=210 italdione

2,87

α-copaene

2,83

limonene

2,82

γ-selinene

1,47

Bergamotene cis-α

1,37

Bergamotene trans-α

1,2

δ-cadinene

1,06

 

 

Modificado por última vez en Viernes, 16 Abril 2021 18:19
Más en esta categoría: « Kunzea Noche de San Juan »